24 DE MARZO. NO ES UN DIA MAS

Detengámonos por favor un momento exactamente en el lugar en que estamos ahora mismo. Mirémonos. Ubiquémonos. Reconozcámonos.
En esta especie de foto de este instante se nos aclara quienes somos. Quienes son los otros. Quien es cada quien.
En este mismo momento algunos disfrutan de este martes feriado. Se habrán quejado porque no cayó en lunes para estirar el fin de semana. Habrán salido a pasear, o estarán descansando.
Ahora mismo muchos de ellos, que no suman más que algunos pocos, elevan su reclamo porque ven afectados sus intereses latifundistas, empresariales. Sus prehistóricas ventajas que les permitieron enriquecerse, explotar a mano de obra indefensa, y potenciarse como un grupo poderoso que presiona y tiene entidad para ser escuchados y amenazar al mismo país que los enriquece, y generar miedo.
Ahora mismo algunos otros (en parte los mismos) se lanzan a las calles a denunciar que lo que ni más ni menos que consecuencia de su propia ideología y proceder provoca situaciones que los afectan. Y lo simplifican bajo el término de inseguridad. Y no van a estar en la plaza ni en la marcha esta tarde del 24. Porque esperan que su problema sea solucionado por quienes idearon, pensaron, ejecutaron, defendieron, encubrieron y garantizaron la impunidad a este genocidio que se conmemora en este día.
No incluyen en sus carteles las demandas por la falta de seguridad alimentaria para todos, por la falta de seguridad laboral para todos, ni por la seguridad educativa para todos, ni por el acceso seguro a la salud (que no es lo mismo que el seguro de salud), ni les interesa que se asegure una igualdad de oportunidades. Para ellos no merece ninguna oportunidad ninguno más que ellos mismos y los que son como ellos. Para ellos está bien que los que nacieron sin oportunidades no las tengan, y mucho menos se las disputen en sus casas, en sus negocios. Y no merecen que se destinen más recursos que una bala. Lo antes posible.
En esta especie de foto los medios de comunicación aparecen conmemorando el día de la memoria. Selectiva. Eluden criticar su propio rol en aquel tiempo en que pudieron denunciar un genocidio que excedió a quienes militaban por cambiar las universidades públicas, los barrios, los gremios y las instituciones –tal vez para evitar que hoy sean lo que son- y que se llevó puestos a miles que engrosaron las listas de muertos y desaparecidos hasta sumar 30 mil para asegurar el terror. No solo no lo denunciaron, ni siquiera miraron para otro lado e hicieron silencio. Fueron cómplices en grado máximo, en grado punible. Y hoy agitan con la fuerza que lograron poniéndose al servicio del poder para no perder ni un centímetro, ni un segundo, ni un píxel. Y venden su espacio al mejor postor ofreciendo lo peor de la influencia que pueden generar, como si esa fuera su función social.
En esta foto se puede ver a quienes no hicieron lo que les corresponde, o lo hicieron decididamente mal. La justicia ve como sus representantes son los primeros en violarla. Y ahora que tienen sus manos libres para actuar proceden con la deficiencia posible para demorar, anular y sobreseer la mayor cantidad posible de causas contra los represores. Y cada tanto, nos contentan con alguna prisión domiciliaria o en cárcel de privilegio.
Por todo esto es necesario mirarnos, ubicarnos y reconocernos. Para darnos cuenta que, pese a todo esto, el espíritu y los caminos recorridos por los compañeros muertos y desaparecidos están de todos modos en el pensamiento y en la acción de muchos de nosotros. De los que podemos vernos acá y encontrarnos para reivindicar la lucha y el sacrificio de compañeros a quienes intentaron truncarle su intento por cambiar el mundo. Un intento que sostendremos desde las organizaciones populares, desde las organizaciones de trabajadores que no traicionan a sus bases, desde las agrupaciones universitarias, desde los centros culturales, los espacios recuperados, las radios comunitarias y todos esos proyectos en los que la dictadura y sus continuidades disfrazadas de gobiernos democráticos encuentran resistencia y vuelven hoy a fracasar.


SPOT FM DE LA AZOTEA 24 DE MARZO.
ESCUCHALO!
DESCARGALO!

1 comentarios:

Alvarus dijo...

Hola!! muy bueno el articulo...

Dejo el link para que conozcan nuestro blog: La Guitarra en La Ventana

salutaciones!!!